Black, black, black, de Marta Sanz

  Llevo detrás de esta novela desde que acudí a Getafe Negro. Por desgracia me perdí una gran mesa, por lo que me contaron, en la que participó Marta Sanz. Alexis Ravelo, sin haber leído nada suyo, me dijo que me la apuntase, que sólo con haber oído su retórica merecía la pena darle una…